Cinemanía > Chow Yun-Fat > Biografía
Destacado: Scarlett Johansson es la protagonista de 'Viuda negra'
Chow Yun-Fat

Chow Yun-Fat creció en la Isla de Lama, un pequeño pueblo pesquero a las afueras de Hong Kong. Su familia se trasladó a una ciudad de la gran isla cuando tenía diez años. Abandonó la escuela a los 17 años con la intención de dedicarse a la interpretación. Por sugerencia de un amigo, solicitó un curso de formación actoral impartido por una televisión local de Hong Kong, y fue seleccionado. Tras un año en el programa, Chow fue contratado enseguida como actor de la cadena, un contrato que duró 14 años.

Después de realizar más de 128 episodios de la popular serie de televisión "Hotel", Chow estaba considerado un sex symbol y era una importante y popular figura en Hong Kong. La inmensa popularidad de su siguiente serie, "The Bund", dio a conocer su nombre en todo el sureste asiático.

Chow dio su gran salto al mundo del cine de la mano del director Ann Hui, cuando le propuso protagonizar "The Story of Woo Viet". Su interpretación fue muy valorada por la crítica, así como la película, filmada cuando Hong Kong aún era el lugar de producción masiva de películas de kung fu. La carrera de Chow se disparó. Recibió numerosos premios y realizó 12 películas en 1986, todo un récord para un actor asentado en Hong Kong.

A continuación, el director John Woo emplazó a Chow para interpretar a Mark en la elogiada internacionalmente "Honor, plomo y sangre". Chow alcanzó estatus de megaestrella en Asia, y el impermeable, las gafas de sol y la fogosa pistola Berettas del personaje se convirtieron en un icono. Tras interpretar varias comedias románticas y dramas, Chow se reunió de nuevo con Woo para las películas "The Killer" y "Hervidero", que le reportaron un buen número de seguidores a nivel internacional.

Un nuevo género cinematográfico emergió en Hong Kong, con Chow en la vanguardia. Los argumentos tenían reminiscencia de las películas de gángsteres protagonizadas por Humphrey Bogart y James Cagney, ahora con Chow interpretando al trágico héroe. La película "City on Fire", del director nativo de Hong Kong Ringo Lam y por la que Chow ganó el premio al mejor actor en el Festival de Cine de Hong Kong, inspiró la película de Quentin Tarantino "Reservoir Dogs".

Tras conquistar Asia con más de 68 películas, Chow se marchó a Hollywood en 1996 para su primer papel de habla inglesa en la película "Asesinos de reemplazo", dirigida por Antoine Fuqua. A continuación intervino en el drama policíaco "El corruptor", dirigida por James Foley. El papel del rey en la épica película "Ana y el rey", de Twentieth Century Fox, fue interpretado por Chow, que la protagonizaba junto a Jodie Foster. Pero fue con el éxito de crítica y ventas de "Tigre y dragón" cuando Chow se convirtió en una cara reconocida en los Estados Unidos.

Después de actuar en "El monje", Chow trabajó para Disney en "Piratas del Caribe: En el fin del mundo", y se reunió de nuevo con Ann Hui en el filme "The Postmodern Life of My Aunt". Chow protagonizó a continuación "La maldición de la flor dorada" y volvió a trabajar con John Woo en el videojuego "Stranglehold". Su próximo proyecto cinematográfico es la superproducción del drama y thriller "Shanghai", también protagonizada por John Cusack.

Chow, calificado por Los Angeles Times como "el actor más seductor del mundo" y votado por la revista People como una de las cincuenta personas más atractivas del mundo, continúa viviendo en Hong Kong, donde es conocido por sus fans como "Gran Hermano". Chow dedica su tiempo de ocio a la fotografía de paisajes y planea venderlos y conseguir fondos para distintas organizaciones benéficas, locales e internacionales, en las que está involucrado.