Cinemanía > Películas > Nadie > Sinopsis
Destacado: Secun de la Rosa debuta como director en 'El cover'
Nadie cartel reducido Nadie(Nobody)
Dirigida por Ilya Naishuller
¿Qué te parece la película?

En ocasiones, la persona en la que nadie repara es la más peligrosa de todas. El ganador de un Emmy Bob Odenkirk ("Better Call Saul", Los archivos del Pentágono, Nebras-ka), es Hutch Mansell, un padre de familia que aguanta con resignación y sin defenderse los golpes de la vida. Un don nadie.

Una noche, cuando dos ladrones entran en su casa, Hutch decide no actuar y no trata de defenderse ni al él mismo ni a su familia, convencido de que solo así evitará una escalada de violencia. Tras el ataque, su hija adolescente Blake (Gage Munroe, La cabaña) no oculta su decepción, y su esposa Becca (Connie Nielsen, Wonder Woman) se aleja todavía más.

Pero las secuelas del incidente sirven de detonante para que Hutch estalle y libere la rabia que ha acumulado durante años, y le hará recorrer un violento camino en el que saldrán a la luz oscuros secretos y habilidades que ni él sabía que tenía. Para salvar a su familia, Hutch se enfrentará a un peligroso enemigo (al que da vida el actor ruso Aleksey Serebryakov, la serie "McMafia" de Amazon) y se asegurará de que en el futuro nadie vuelva a subestimarle.


Los personajes
El objetivo de los productores y del cineasta era conseguir algo inesperado con NADIE, y eso también incluía al reparto. “Nos planteamos qué elecciones inesperadas podíamos hacer para rodear a Bob. Pero debían encajar en la narración sin sacar al público de la realidad de la historia”, explica el productor Braden Aftergood.

También era importante que hubiera una conexión emocional entre los espectadores y los personajes. “Queríamos asegurarnos de que todo lo que estaba en juego en la película fuera real para los personajes y que eso no nos impidiera seguir queriéndolos”, dice el productor David Leitch. “Se trataba de ver la violencia y sus consecuencias, pero sin alejarnos de la emoción”.

El director reconoce que, para escoger a los actores, se dejó guiar en parte por una razón muy personal. “Mi padre adora ir al cine, íbamos mucho juntos, pero a medida que los taquillazos han empezado a ocupar el lugar de historias adultas en la televisión, es difícil encontrar películas que puedan interesarle”, dice Ilya Naishuller. “He dirigido NADIE para mi padre y los millones de personas como él, que desean que les cuenten una buena historia con el mundo real de telón de fondo y con grandes actores”.

BOB ODENKIRK es HUTCH MANSELL
Hutch es un padre y marido al que nadie hace caso y al que todos subestiman, pero tiene un pasado desconocido. Cuando entran en su casa, se ve obligado a usar sus habilidades secretas para defender a su familia. Bob Odenkirk vivió dos experiencias parecidas con su familia y sabe lo que siente Hutch. “La sensación de frustración y el dolor de esas experiencias es lo que empuja a Hutch, y me identifico profundamente con estas emociones”, dice el actor.

Hutch es un hombre que ha dejado atrás un pasado y se deja llevar. “Vuelve de trabajar, se pone un chándal y empieza a hacer zapping”, explica la productora Kelly McCormick. “Incluso puede estar pasando por una ligera depresión, preguntándose si esta va a ser su vida de ahora en adelante. Pero cuando alguien se mete en su casa una noche, algo despierta en su interior y recupera unas habilidades que creía perdidas”.

El público conecta rápidamente con el actor Bob Odenkirk. “Es fácil sentir lo mismo que él”, explica Marc Provissiero. “Y cuando decide enfrentarse a esos hombres, nace una sensación de ‘Ay, Dios mío…’ Al principio nadie acaba de creerse que es un superhéroe haciendo lo que hacen los superhéroes. El público ya se ha identificado antes con él, algo que no suele ocurrir con la estrella de acción. Él representa al vecino de al lado que, de pronto, se encuentra en una situación en la que cualquiera puede encontrarse”.

Hutch estaba en las fuerzas armadas y ahora es diseñador de herramientas y útiles. “Es un tipo normal, aunque con sentimientos desproporcionados por su pasado como agente peligroso y renegado”, explica el actor. “Los padres quieren proteger a sus familias, pero él lo siente a la décima potencia debido al entrenamiento al que se sometió en el pasado. No puede reprimirse. Su parte tranquila es desplazada por la sed de poder que conoció siendo joven. En otras palabras, es un hombre que baja la guardia y pierde el control. Por suerte, es una película, no la vida real”.

El director Ilya Naishuller habló mucho del personaje con Bob Odenkirk y el guionista Derek Kolstad. “Hablamos de sus motivaciones, sus sueños y sus demonios”, dice. “Aunque se le presente como un héroe, todos estábamos de acuerdo en que el trasfondo es claramente el de un antihéroe. Era un reto andar en esta cuerda floja. NADIE necesitaba a un Hutch realista con quien fuera posible identificarse convertido en un animal desbocado cuando se le quita la correa. Con la maravillosa interpretación de Bob, su experiencia cómica, y la comprensión de Derek y mía, buscamos una historia fuerte con personajes muy definidos que dieran espacio a todos los matices de la interpretación de Bob”.

El productor David Leitch se quedó asombrado ante la dedicación y resistencia de Bob Odenkirk durante el rodaje. “Los últimos días de rodaje estaba realmente enfermo, justo antes del puente de Acción de Gracias de 2019”, dice. “Si no podía aguantar, Christopher Lloyd tendría que quedarse donde rodábamos todos esos días. Cuando Bob se enteró, se empeñó en seguir rodando a pesar de pasarlo realmente mal y de salir corriendo a vomitar de vez en cuando. Reconozco que la escena quizá sea incluso mejor por eso mismo. Lo que no solo demuestra su entrega a la profesión, sino también su generosidad como ser humano”.

Bob Odenkirk cree que Hutch comparte ADN con Jimmy McGill, su personaje en “Better Call Saul”. “Aunque Hutch tenga elementos básicos de Jimmy y de mi experiencia personal como padre, estaba impaciente por ver hasta qué punto debería llegar para meterme en el mundo de la acción”, dice. “Jimmy es testarudo, sus sentimientos le llevan a meterse en situaciones peligrosas, la vida le da muchos golpes, pero siempre se levanta. He dedicado gran parte de mi carrera a la comedia, pero los espectadores me conocen más por mi papel en ‘Better Call Saul’. Pensé que si me entrenaba a conciencia para controlar la parte física, podría aportar una vulnerabilidad y una determinación poco habitual a un papel de acción”.

Entrenarse a conciencia es poco decir si se considera la entrega de Bob Odenkirk al papel. “Me sometí a un entrenamiento físico durante dos años con los mejores, el equipo de diseño de acción del productor David Leitch de 87North”, explica el actor. “Y sobre todo con el legendario DANIEL BERNHARDT. Por un lado lo pasé muy bien, pero por otro lo odiaba. Reconozco que me gustó, a pesar del largo camino que recorrí. Estaba en buena forma, no tenía sobrepeso, nunca me había roto nada, pero empezaba desde cero. Fueron necesarias muchas, muchísimas horas. Sabía que la repetición constante era la clave del éxito, sobre todo refiriéndose a movimientos rápidos, esos que no están incluidos en los ejercicios normales. Daniel Bernhardt demostró tener una paciencia más allá de lo imaginable guiándome por lo más básico una y otra vez, alentándome siempre, mientras veíamos qué podía hacer realmente y qué quedaba fuera de mis posibilidades. Las armas eran algo totalmente nuevo para mí. Me dan miedo las armas de fuego, como a cualquier persona sensata. Son peligrosas. Pero en este caso eran herramientas y hay que practicar para saber usarlas correctamente. Me entrenó MARK SEMOS, actor, guionista y exfrancotirador de los Navy Seal. Empecé el entrenamiento con mucho respeto y lo acabé aún con mayor respeto, pero disfruté, era algo totalmente diferente, fuera de lo acostumbrado”.

Ilya Naishuller fue a ver a Bob Odenkirk en varias ocasiones durante las sesiones de entrenamiento y reconoce que se quedó sorprendido. “Tenía sesiones de tres horas”, dice. “Ensayaba complicadas secuencias de movimientos para adaptar su mente de guionista y actor a la de un especialista. Hacia el final de las sesiones estaba agotado, jadeaba cubierto de sudor, pero no se rendía y seguía las órdenes de su entrenador. Recuerdo pensar, en un momento dado, que detrás de cada puñetazo, patada y caída veía a Hutch, no veía a Bob. Me dio la impresión de que podía mantener su energía, su amargura y su cólera durante sesiones de tres horas. Ese día supe que teníamos la posibilidad de rodar una película muy especial”.

ALEKSEI SEREBRYAKOV es YULIAN KUZNETSOV
Los malos rusos son habituales en las películas de acción de Hollywood desde los años ochenta, en plena Guerra Fría. Llegaron a ser tan frecuentes que casi se convirtieron en un cliché. Cuando llegó el momento de buscar al antagonista de NADIE, el director ruso Ilya Naishuller dejó claro que solo se sentiría cómodo con un personaje de ascendencia rusa si se evitaba cualquier estereotipo. También quiso que se diera el papel a un actor ruso y siempre tuvo a Aleksei Serebryakov en mente. “Hace mucho que soy fan de Aleksei y tuve cerca la oportunidad de trabajar con él hace unos años. Me entusiasmó que encarnara a Yulian”, explica. “Como actor es una auténtica fuerza de la naturaleza, exactamente lo que necesitaba NADIE, una tormenta inesperada para acompañar y empujar los rayos y truenos de Hutch”.

Aleksei Serebryakov no necesitó leer el guion para decidir que quería trabajar con Ilya Naishuller. “Ilya me llamó. Conocía lo que había hecho y tenía total confianza en su profesionalidad”, recuerda. “Me explicó que se trataba del papel de un malo ruso, pero que el objetivo era conseguir a un malo tan memorable e importante como fuera posible. Debía sobresalir entre todos los otros malos rusos que se habían visto en el cine. Ilya estaba empeñado en crear un personaje lo más auténtico posible”.

A Yulian, un peligroso y letal miembro de la mafia rusa, le apasiona la música. “Yulian es el propietario de un club de karaoke y le encanta cantar, pero sobre todo se encarga de cuidar de la obschak, la caja común”, explica el actor. La obschak, el sistema financiero de la mafia rusa, consiste en cientos de millones de dólares en efectivo que se mueven constantemente de un escondite a otro.

Por muy diferentes que sean los personajes de Hutch y Yulian, el director Ilya Naishuller cree que hay parecidos en la transformación de ambos. “Yulian da la impresión de ser un gánster duro y sin piedad, pero por dentro es un hombre alegre y nada violento”, dice. “Tanto él como Hutch se ven obligados por las circunstancias a cambiar durante la película, a enfrentarse y a aceptar su verdadero yo. Una vez que eso ocurre, nos damos cuenta de que, en realidad, son la misma persona, y ese tremendo cambio en sus personajes es lo que da interés a su lucha. Me parece una enorme ventaja que Aleksei sea casi un desconocido para el público occidental porque su autenticidad ancla la película y aumenta la sensación de peligro para Hutch”.

En opinión de Bob Odenkirk, el actor ruso aporta un increíble carisma al personaje de Yulian. “Aleksei tiene una gran fuerza en la pantalla, mucho carisma y una determinación fría y calculadora”, dice. “Supo encarnar a una persona descontrolada con tremendo enfoque y delicadeza”. Aleksei Serebryakov añade: “Fue genial trabajar con Bob. A pesar de que no podíamos comunicarnos directamente, él no habla ruso y yo no hablo inglés, nos sentimos muy cómodos en nuestras escenas conjuntas”.

Aleksei Serebryakov también tiene buenas palabras para un director tan profesional. “Ilya trabaja duro”, dice. “Comunica mucha energía en el plató. Cree en el reparto y en el equipo técnico. Estas son las razones principales por las que quería trabajar con Ilya, por su energía, profesionalidad y experiencia en el campo de la acción”.

CONNIE NIELSEN es BECCA MANSELL
Connie Nielsen, a la que vimos en Wonder Woman, es Becca Mansell, la esposa de Hutch. Su relación con Hutch ya no es lo que era y se siente desilusionada, pero los dos están deseando acercarse de nuevo. El papel interesó a la actriz porque exploraba las complejidades del matrimonio de una forma realista. “No solemos ver representada la realidad de una relación de larga duración, los altibajos y la dificultad de mantener viva la intimidad”, explica Connie Nielsen. “¿Cómo puede sobrevivir el cariño cuando la vida se hace aburrida, cuando los niños crecen, cuando nos estresamos por el trabajo, el dinero? Me gustaron mucho los pequeños detalles en las escenas entre Becca y Hutch”.

El director y los productores querían a una actriz que aportara calidez, sofisticación y complejidad al papel de Becca. “Connie nos ofreció todo esto y más”, dice la productora Kelly McCormick. “El personaje debía comunicar mucho apareciendo poco tiempo en pantalla. Según cómo se interpretase el papel podría ser frío o decisivo. Becca y Hutch llevan dos vidas casi separadas, pero se nota que aún hay mucho amor en su relación. Todo es complicado”.

Para Ilya Naishuller era esencial que la pareja se interpretara con realismo. “Hutch y Becca debían parecer una pareja de verdad. Era importante evitar la típica diferencia de edad de 15 o 20 años entre los dos protagonistas, algo típico de Hollywood”, explica el cineasta. “Connie siempre me pareció perfecta para dar vida a Becca, y desde el principio no dudó en compartir su punto de vista acerca de su personaje y de la relación con Hutch. Su contribución nos hizo cambiar ciertos detalles de su vida en común para que fuera más realista en pantalla”.

A pesar de que Becca sabe algo del pasado de su marido, desconoce las consecuencias reales. Hasta entonces había decidido no preguntar más de lo que Hutch había querido contarle. “Tal como Becca lo ve, su marido empieza a comportarse de una forma extraña sin previo aviso”, dice la actriz. “A la vez, la situación que ha vivido le obliga a contárselo todo a Becca. Es un poco como si ambos necesitaran articular la verdad para crear un maravilloso momento de gran ternura”.

Bob Odenkirk piensa que la experiencia profesional y personal de Connie Nielsen la hacía perfecta para el papel. “Connie ofrece inteligencia, resistencia y belleza al papel de Becca”, dice. “Tuvimos mucha suerte de contar con su enorme profesionalidad. Es madre y sabe lo que significa proteger a los hijos. Connie hizo maravillas con el difícil papel de Becca, que sabe algo del pasado de Hutch, pero deja entender que hay un acuerdo tácito entre ellos para no hablar de eso”.

Ilya Naishuller era muy consciente de los momentos delicados entre Hutch y Becca. “Mi escena favorita de la película es una conversación entre ellos dos en la cocina mientras Becca le cura después de la pelea”, comenta. “Dos personas que se habían alejado vuelven a acercarse, dándose cuenta durante un momento de que quizá no está todo perdido. Dedicamos mucho tiempo a preparar la escena, y cuando llegó el momento de rodar, me limité a colocar dos cámaras fijas y a decir ‘¡Acción!’. Conseguimos toda la emoción en la primera toma. Son momentos así los que me hacen sentir inútil como director de cine y a la vez completo porque he logrado lo que quería. Estuvieron perfectos, no podía añadir nada, no había nada que dirigir”.

Los numerosos detalles visuales descritos por Ilya Naishuller ayudaron a Connie Nielsen a desarrollar su personaje. “Ilya es una persona muy visual”, dice. “Me describió y enseñó toda la película en imágenes, me ayudó mucho. Estamos acostumbrados a escuchar muchas palabras cuando trabajamos en cine o televisión, pero fue genial poder verlo desde un principio”.

CHRISTOPHER LLOYD es DAVID MANSELL
David, al que encarna Christopher Lloyd, es el padre de Hutch. Es un hombre tranquilo y parco en palabras. Antaño vivió una vida de aventuras y peligros como veterano de la guerra de Vietnam y agente del FBI. Ahora vive en una residencia, ve películas del Oeste y piensa en su vida pasada con nostalgia. “David es un hombre que creció en un entorno donde se necesitaba habilidad y astucia”, dice el actor. “Disfrutaba con ese tipo de vida y no le asustaba. Tiene un sentido innato de la supervivencia, y su hijo ha heredado muchas de esas habilidades”.

Para Hutch, su padre es el perfecto ejemplo de lo que ocurre cuando cuelgas las pistolas y te acomodas. “Me pareció crucial que el papel de David recayera en un actor octogenario con una energía cálida, bondadosa, en un intérprete conocido y amado en todo el mundo que no hubiera participado anteriormente en una película de acción”, dice el director. “Les expliqué a los productores cómo veía a David. Y Bob pensó en Christopher Lloyd. Todos estuvimos inmediatamente de acuerdo en que era el actor adecuado”.

Bob Odenkirk y Marc Provissiero habían quedado para comer cuando la idea se le ocurrió al actor. “Buscábamos un elemento de sorpresa en el papel de David”, dice el productor. “No conseguíamos encontrar a nadie cuando, a punto de comerse un trozo de tataki de atún, Bob dijo: ‘Christopher Lloyd’. Los dos nos miramos sonriendo”.

“El nombre de Christopher Lloyd me vino a la mente sin más”, recuerda Bob Odenkirk. “Es simpático, pero también tiene un toque extraño, extravagante. Era perfecto para David. Cae bien a todo el mundo, pero al mismo tiempo da la impresión de que puede manejar una metralleta si hace falta”.

Hablando de armas, el tema salió a relucir en una conversación entre Christopher Lloyd e Ilya Naishuller. “Recuerdo perfectamente lo que dijo acerca de que David llevara varias pistolas para no tener que recargar en plena acción”, dice el cineasta. “Mencioné que llevar cuatro o cinco armas cargadas representa mucho peso y no sería práctico, pero Christopher me miró y dijo: ‘Ilya, cuando un actor lleva una maleta vacía en una película, el público siempre lo sabe, ¿verdad?’ Contesté que sí, efectivamente, y añadí: ‘Pues bien, ¿a qué esperamos?’ Es un auténtico profesional. Su interpretación, llena de ternura mezclada con experiencia, es perfecta para David”.

David y Hutch viven en un mundo que puede parecer extraño a la mayoría. Christopher Lloyd reconoce que el papel era muy tentador desde un principio porque no había hecho nada parecido antes. “Cuando Hutch se mete en una situación tan compleja como peligrosa, David decide regresar a la vida activa y se lo pasa en grande”, dice. “Las situaciones de riesgo le llenan de energía. Nunca había actuado en un thriller de acción y este me intrigó. Ilya trabaja muy bien, es muy preciso, muy seguro, rápido, además de estar atento a cualquier detalle. Había visto a Bob en varias películas y me gustaba la claridad de su interpretación”.

RZA es HARRY MANSELL
Harry es el hermano adoptivo de Hutch al que da vida el músico y actor RZA. Siempre está dispuesto a apoyar a la familia y haría cualquier cosa para protegerles. “Harry es medio hermano de Hutch”, dice RZA. “Hutch y David son su única familia y va a ayudarles como sea”.

Los productores y el director buscaban a un actor aproximadamente de la misma edad que Odenkirk, con mucha personalidad, pero muy diferente a lo que los espectadores podrían esperar. “Queríamos a alguien que no solo fuera un actor, o que únicamente estuviera en medio de la acción, sino también a un tipo guay en el sentido actual de la cultura pop”, explica Ilya Naishuller. “Podíamos elegir entre muy pocos nombres y RZA era el primero de la lista. Tuvimos mucha suerte de que aceptara, sobre todo con una agenda tan apretada como la suya. Soy fan desde hace años, le he visto en numerosos conciertos y me alegré mucho de que se apuntara. Aterrizó en la ciudad de Winnipeg cubierta de nieve, y nada más presentarnos, dijo lo que cualquier director aspira a escuchar: ‘He venido a servir a la película’. Y eso mismo hizo durante el rodaje”.

RZA era un seguidor de la serie “Hardcore Henry”, de Ilya Naishuller, y supo apreciar la energética tranquilidad del cineasta en el plató. “Ilya es paciente y da el tiempo suficiente a los actores para encontrar el momento dentro de la escena”, dice. “A veces no consigues sacar lo que quieres hasta la sexta o séptima toma, y siempre nos dejaba respirar y recuperarnos. Tiene un don especial para la acción y las frases redondas. Me gustó mucho lo que vi en el plató. Resumiendo, me puse a su servicio y la experiencia fue todo lo que esperaba y más”.

Harry es un hombre misterioso y nos damos cuenta enseguida de que es más de lo que parece. Pero no deja la menor duda de que está aquí para apoyar a su hermano Hutch. “Harry es el yin del yang de Hutch”, explica Ilya Naishuller. “Se exilió por razones que más vale callar. Siempre controla la situación. Le habla a Hutch un poco como un ángel de la guarda y le aconseja que no pierda los nervios”.

Bob Odenkirk está de acuerdo en que RZA clavó las diferencias entre los dos hermanos. “Se sabe que RZA es un fan de las películas de acción, además de productor, pero no esperaba que interpretara el personaje de Harry con tanto humor”, dice. “Al contrario que Hutch, no se esconde bajo la apariencia de un padre de familia discreto viviendo en una zona residencial. Harry es relajado, afable e inteligente. Sabe que a su hermano cada vez le cuesta más contenerse y que le llamará cuando le necesite. También sabe que acudirá cuando le llame”.

Harry y su padre David aparecen para ayudar a Hutch en un momento clave de la película, dando pie a un trío de lo más inesperado. “Hace años que sigo todo lo que hace Bob, así que fue un plus para trabajar con él”, comenta RZA. “Christopher Lloyd es una leyenda. Recuerdo verle de niño en un episodio de Taxi en el que Jim, su personaje, toca a Mozart al piano. Me convertí en fan en aquel momento. Tuve la oportunidad de hablar con él en el plató sobre la escena, me pareció genial. Es un verdadero honor compartir la pantalla con él. Reconozco que un equipo formado por Bob Odenkirk, Christopher Lloyd y yo no parece encajar con una película de acción, pero funciona. Un poco como la primera vez que alguien puso queso y pepinillos en una hamburguesa y descubrió que sabía bien”.

MICHAEL IRONSIDE es EDDIE WILLIAMS
Eddie, al que encarna Michael Ironside, es el suegro de Hutch. A primera vista, parece que no siente gran aprecio por su yerno, pero en realidad le cae muy bien. Desea de todo corazón que Hutch tenga éxito y, como numerosos personajes que le rodean, se queda sorprendido por los inesperados cambios de su yerno. “Eddie es realmente la figura paterna en esta extraña unidad familiar”, dice el actor. “Actúa como una especie de puente entre la vida diaria de Hutch y la otra vida secreta llena de violencia a la que se reintegra”.

Al buscar a un actor para dar vida a Eddie, el cineasta no dudó un momento cuando se presentó la oportunidad de escoger a Michael Ironside. “Soy fan de Michael desde que siendo niño vi Robocop y Desafío total”, recuerda Ilya Naishuller. “Es conocido por hacer papeles de duro y de malo, pero ha sido un placer verle encarnar a una figura paternal porque Michael lo es”.

El actor reconoce que le gustó cambiar radicalmente de papel. “Suelo meterme en la piel de tipos que matan al primero que se les enfrenta”, dice, riendo. “En esta película, Eddie es mucho más. Hutch, el personaje de Bob, se encarga de matar. Estoy impaciente por ver la reacción del público al descubrir a Bob en un papel tan diferente al de ‘Better Call Saul’ o a sus interpretaciones cómicas. Creo que se quedarán sorprendidos por lo que es capaz de hacer. Me da la impresión de que acaba de empezar un capítulo totalmente nuevo de su carrera”.

Michael Ironside se dio cuenta inmediatamente de que Ilya Naishuller estaba en su elemento y había sabido dar libertad a todos en el plató. “El entusiasmo de Ilya es contagioso”, dice. “Tiene mucho ojo escogiendo a los actores, lo que facilita el trabajo de todos. Invita a que se aporten ideas y crea un entorno familiar. Supo hacer desaparecer los egos en el plató, y eso es el mejor ambiente para trabajar”.

El primer día de rodaje, Ilya Naishuller dirigió a Michael Ironside en una escena que no se incluyó en la versión final, pero que demuestra la profesionalidad del actor. “Se trataba de una escena con un teléfono. Pawel, el director de fotografía, y yo queríamos un movimiento muy concreto de la cámara mientras Eddie descuelga un viejo teléfono, marca y tiene dos páginas de diálogo. Michael bordaba la escena, pero el cronometraje del travelling no era perfecto. Michael me llamó, me puso una mano en el hombro y preguntó: ‘¿Esta es una esas películas donde sabes exactamente lo que quieres y vas a conseguirlo?’ Le contesté que sí. Entonces me preguntó si estaba casado y le dije que sí, desde hacía diez años. Suspiró y dijo: ‘Debe de ser una mujer muy paciente’. Me dio unas palmaditas en la espalda y siguió repitiendo la escena con toda la paciencia del mundo”.

BILLY MacLELLAN es CHARLIE WILLIAMS
Charlie, interpretado por Billy MacLellan, de The Silence, es el cuñado pasivo y agresivo de Hutch. “Charlie es el típico tío plasta, idiota e insoportable”, explica el director. “Desprecia a Hutch, siempre intenta humillarle. Pero no tardará en descubrir de una forma dolorosa que el verdadero Hutch no tiene nada que ver. Billy es un hombre amable y generoso, se lo pasó realmente bien haciendo un papel tan diferente a él. Le dije: ‘Quiero que el público tenga ganas de darte un puñetazo, y quiero que sea así durante toda la película’. Y así fue”.

El guion interesó inmediatamente a Billy MacLellan y también el director. “Había visto Hardcore Henry el fin de semana del estreno y me había parecido una verdadera hazaña cinematográfica”, dice el actor. “Cuando leí el guion de NADIE, me interesó saber qué haría Ilya con la historia. Soy un empollón del cine y, a menudo, cuando conozco a un director, sé más que él y me quedo muy decepcionado. Intenté dejar a Ilya en la cuneta, pero empezó a mencionar películas que yo no conocía de nada. Hablamos de nuestros comentarios favoritos hechos por directores. Me pareció una buena señal. Es un tío muy inteligente, pero me da que él no se lo cree. No necesita lucir su ego, algo poco común hoy en día”.

Billy MacLellan comparte casi todas sus escenas con Michael Ironside, su padre en la película. “Michael y yo nos llevamos bien casi inmediatamente”, recuerda. “Nos abrazamos a los cuatro minutos de conocernos. La sensación de compañerismo fue inmediata. Uno de mis momentos favoritos en la película es una escena en la que estamos sentados en un camión y Michael se pone a cantar. Le escucho y le digo: ‘Es de John Prine’. Entonces empieza a contarme historias de John Prine. Lo que no puedo creerme es que me paguen por estar sentado al lado de Michael y escucharle contar anécdotas”.

“Billy y yo nos conocimos en el hotel la primera noche del rodaje. Nos fuimos a cenar juntos y nos llevamos bien inmediatamente”, añade Michael Ironside. “Comentamos que a eso lo llamábamos un casting de primera”.

GAGE MUNROE y PAISLEY CADORATH son BLAKE y ABBY MANSELL
Los productores y el director reconocen que no fue fácil encontrar a los actores perfectos para encarnar a los hijos de Becca y Hutch. Después de un extenso casting con niños en Winnipeg, no dudaron que Gage Munroe y Paisley Cadorath eran los mejores. Blake, de 16 años, es de constitución atlética y tiene un carácter cambiante, como muchos adolescentes: “El hijo debía demostrar su intranquilidad sin exagerar y, a la vez, mostrar cierta incomodidad al lado de Hutch”, explica Ilya Naishuller. “Después de una breve conversación, Gage nos mandó una cinta que había grabado en su casa en la que clavaba el nivel de decepción requerido. Se lo pasó muy bien en las escenas con Bob y Connie, y tampoco tuvo problemas para improvisar ocasionalmente. Me gustan los actores que se sacan cosas de la manga”.

Al contrario, Abby es la única que parece adorar a Hutch, su padre. “Paisley es una chica adorable que se deja dirigir. No aparece mucho en la película, pero su luminosidad ayuda a equilibrar elementos más oscuros”, dice el director. “Su padre venía al plató con su hermano pequeño y los dos se sentaban delante de los monitores para ver a Paisley en su primer papel. En el caos habitual de un rodaje, me gustó que estuvieran allí para apoyarla”.

La mafia rusa
Además de escoger al actor ruso Aleksei Serebryakov para el papel de Yulian, el director utilizó su experiencia con la cultura rusa para escoger a los otros miembros de la mafia rusa. “Siempre en pro de la autenticidad, creamos el personaje de Pavel”, explica Ilya Naishuller. “Le encarna ARAYA MENGESHA, un actor nacido en Canadá que pertenece a la familia real etíope por parte de padre. Interpretó su papel en ruso. El personaje se basa en un grupo que conocí siendo joven, ‘Los chicos olímpicos’, hijos e hijas de los atletas nacidos nueve meses después de los Juegos Olímpicos de Moscú en 1980. Que yo sepa, NADIE es la primera película que incluye a un representante del grupo”.

Siempre que dos o más rusos hablan en la película, lo hacen en ruso con subtítulos, algo muy importante para el cineasta. “También contratamos a rusos y ucranianos residentes en Winnipeg para pequeños papeles con la idea de aumentar la sensación de autenticidad. Además, Teddy, el hermano pequeño de Yulian, cuya pelea con Hutch en el autobús desencadena la venganza del mafioso, está interpretado por ALEKSANDR PAL, un conocido actor ruso que debuta en el cine estadounidense. También está SERGEI SHNUROV, un músico de rock muy popular en Rusia que da vida a uno de los matones encargados de asesinar al personaje de Christopher Lloyd”.