Musicalia > Emeli Sandé > Biografía
Destacado: 'El danzar de las mariposas', es el nuevo disco de El Barrio
Emeli Sandé

Nacida a finales de los 80, Adele Emeli Sandé es una artista y compositora escocesa de R&B y soul.

El piano es su instrumento, su herramienta para escribir canciones desde que tenía diez años, aunque su voz hace incluso más tiempo que destaca. A lo largo de su antebrazo izquierdo exhibe un tatuaje de la artista Frida Kahlo, una heroína decidida, directa e inquebrantable.

Algunos de los nombres más grandes del pop han cantado sus composiciones ávidas de emoción: Tinie Tempah (Let Go), Professor Green (Kids That Love To Dance), Tinchy Stryder (Let It Rain), Chipmunk (Diamond Rings), Wiley (Never Be Your Woman). También ha escrito para grandes divas (Susan Boyle) y artistas que apuntan a lo más alto (Cheryl Cole, The Saturdays). Su padre (de Zambia) y su madre (de Inglaterra), la educaron en la música y la animaron a seguir sus ambiciones. En su "tiempo libre" ya ha cursado la mayor parte de los seis años de la carrera de Medicina en la Universidad de Glasgow, especializándose en Neurociencia Clínica. "Me encanta todo lo que tiene que ver con el cerebro", dice.

Heaven es una de sus cartas de presentación. Una canción rica en melodía, potente soul-pop retro futurista que ha escrito para su primer disco. Su admiración hacia Nina Simone, Joni Mitchell y Lauryn Hill son obvias, evidentes y se muestra con orgullo. A Emeli Sandé le gusta todo lo que tiene que ver con el alma, las cosas del corazón y lo relacionado con las emociones. No lo sabe mucha gente, pero ella está detrás de algunas de las canciones clave de 2010.

"Todavía puedo identificarme con una canción de Joni Mitchell, a pesar de haberse escrito hace 25 años", afirma Sandé. "Eso es lo principal e importante para mí. No me preocupa mucho en qué categoría encaja mi música, pero no quiero que sea algo demasiado guay o prepotente. No tiene sentido limitar el público al que puedes llegar. Pero quiero que se respete".

Inteligente, lúcida, con talento, emprendedora, luminosamente atractiva, paralizante en el escenario e inolvidable con sus canciones, Emeli Sandé es el ejemplo de una brillante artista moderna. Sabe lo que quiere, sabe cómo hacerlo. Ser honesta es la única forma de elaborar canciones que trasciendan. "Llegar a la compañía de discos con cinco canciones ("este es mi sonido") resulta muy útil", reflexiona. "Hay tantas opciones en cuanto a la dirección en la que se debe ir y se escuchan tantas historias terroríficas de gente que escribe hasta 400 canciones y su disco acaba archivado cogiendo polvo en las estanterías…". "No", dice con firmeza sonriendo, "hay que saber lo que quieres hacer. Y yo lo sé".

Our version of events (2012) es el título de su álbum debut.