Cinemanía > Películas > Hércules > Comentario
Destacado: Santiago Segura dirige y protagoniza 'Padre no hay más que uno 2'
Hércules cartel reducido HérculesDirigida por Brett Ratner
¿Qué te parece la película?

Paramount Pictures y Metro-Goldwyn-Mayer Pictures presentan "Hércules", basada en Hércules de Radical Comics escrito por Steve Moore, con guión de Ryan J. Condal y Evan Spiliotopoulos, dirigida por Brett Ratner. La película también está protagonizada por el ganador del Globo de oro® Ian McShane ("Deadwood", "Piratas del Caribe: En mareas extrañas"), Rufus Sewell ("La leyenda del Zorro"), Aksel Hennie ("Headhunters"), Ingrid Bolsø Berdal ("Hansel y Gretel: Cazadores de brujas"), Reece Ritchie ("El príncipe de Persia: Las arenas del tiempo"), Tobias Santelmann ("Kon-Tiki"), Joseph Fiennes ("American Horror Story"), Peter Mullan ("Caballo de batalla", "Top of the Lake"), el nominado al Óscar® John Hurt ("Harry Potter y las reliquias de la muerte"), la nominada al Globo de Oro® Rebecca Ferguson ("La reina blanca"), Isaac Andrews ("Blackwood") e Irina Shayk.

"Hércules" está producida por Beau Flynn, Barry Levine, y Ratner. Los productores ejecutivos son Ross Fanger, Jesse Berger, Peter Berg y Sarah Aubrey. El equipo técnico incluye al director de fotografía nominado al Óscar® Dante Spinotti ("El dilema", "LA Confidential"), al director artístico Jean-Vincent Puzos ("10,000 B.C".), a los montadores Mark Helfrich ("X-Men: La batalla final"), y a Julia Wong, la diseñadora de vestuario Jany Temime ("Skyfall"), Música de Fernando Velázquez, supervisor de efectos visuales John Bruno ("Avatar"), director de segunda unidad Alexander Witt ("Skyfall"), y coordinador de especialistas Greg Powell ("A todo gas 6", la saga de "Harry Potter").


Un mito intemporal... una aventura del siglo 21
A la leyenda inmortal de Hércules (el semidiós célebre por sus esforzadas hazañas y su valor) se le aplica una capa de adrenalina estilo siglo XXI al encargarse el director Brett Ratner y la estrella del cine de acción Dwayne Johnson de dar vida a Hércules en una encarnación moderna. . . como un hombre esforzándose por estar a la altura de su propia leyenda en un mundo de terrorífica maldad.

Esa versión de Hércules es un icono que ha derrotado a leones y perros infernales, y es públicamente temido y reverenciado como un campeón sobrehumano; pero en el fondo, se siente herido por la tragedia e inseguro de su legado. Acompañado por cinco fieles compañeros, viaja por todo el imperio vendiendo sus servicios a cambio de oro y utilizando su formidable reputación para intimidar a sus enemigos. Pero cuando el benévolo rey de la vecina Tracia y su hija le piden ayuda a Hércules para derrotar a un temible señor de la guerra, Hércules ya no puede seguir contando con la leyenda que le rodea.

Tendrá que aprender a asumir su propio mito y convertirse en el héroe en el que cree la gente.

Dice Dwayne Johnson: "Hacer una película sobre Hércules ha sido para mí un proyecto apasionante desde hace muchísimo tiempo. Es un personaje que, a lo largo de los siglos, ha servido de inspiración para muchísima gente, incluido yo mismo. Pero esta vez, queríamos ofrecerle al público un Hércules como nunca antes se hubiera visto. Cuando nos encontramos con Hércules en esta película, es un exiliado atormentado por los remordimientos, luchando únicamente por dinero. Tiene que vencer a sus demonios y descubrir sus verdaderos sentimientos para convertirse en el hombre que la gente quiere que sea".

"Lo que diferencia a nuestro Hércules es que es un hombre corriente que ha renegado del hecho de que es hijo de un dios griego", añade Brett Ratner. "Toda leyenda comienza con una historia real, y cuando leí el guión basado en la novela gráfica Hercules - The Thracian Wars, lo que me dejó alucinado fue que estaba muy fundamentada en una realidad que se podía sentir. Eso era lo que quería llevar a la gran pantalla".

Para Ratner, que no es ningún novato en películas de acción de alta tensión, desde la saga de "Hora punta" hasta "X-Men: La última batalla", hacerse cargo de "Hércules" iba a significar no sólo trabajar en la escala más épica de su carrera, sino también delimitar el sitio de Hércules en una época de potentes antihéroes. "Es una historia llena constantemente de acción, humor y tremendas batallas, cosa que a todo el mundo le gusta ver. Pero espero que la gente también salga del cine sintiendo el poder de la confianza de Hércules", dice el director.

La inspiración para reinventar a Hércules comenzó con la serie de comics de Radical Studios Hercules: The Thracian Wars, en la que el autor de cómics británico Steve Moore entusiasmó a los lectores con la historia de un héroe caído que duda de sí mismo y busca la redención. Ya desde el principio, los cofundadores de Radical Barry Levine y Jesse Berger ansiaban que la visualmente ambiciosa novela gráfica diera el salto a la gran pantalla, y salirse del esquema de las películas basadas en la mitología clásica, que a menudo están recargadas de fantasía o incluso son de animación.

La novela gráfica suscitó por primera vez el interés de Johnson durante una visita a las oficinas de Radical. "Su cómic suponía un enfoque único sobre Hércules que nos llamó mucho la atención", recuerda el protagonista. "Habían tomado todas esas mitologías geniales sobre Hércules y las habían entretejido de una manera que le daba a la historia una fuerza contemporánea. Era un Hércules con el que el público aún no estaba familiarizado".

Poco después, Ratner se unió al proyecto y a los de Radical Comics les encantó esa sinergia. "Resultó que Brett era fan de Hércules desde que era pequeño", recuerda Levine. "Aportó un entusiasmo y una pasión desbordantes, y se le empezaron a ocurrir un montón de ideas increíbles".

Esas ideas se fundieron con el trabajo de los guionistas Ryan Condal y Evan Spiliotopoulos, quienes metieron a Hércules justo en medio de una época volátil llena de alianzas cambiantes, conquistas militares, conflictos tribales y ambiciones imperiales. Es un mundo que necesita poderes míticos, pero Hércules no está muy convencido de tenerlos en demasía.

"El guión deconstruía el mito de Hércules", observa Flynn. "Ha rechazado totalmente las famosas leyendas en torno a sí mismo, y se puede ver que es alguien que está a punto de rendirse. Pero tiene una última oportunidad para liberarse de sus demonios y sentirse de nuevo de una pieza".

Con Johnson en el papel de Hércules, el guión adquirió nuevas dimensiones. "Una vez que se incorporó Dwayne, empezamos de verdad a sacarle el lado divertido y el carisma a Hércules", explica Spiliotopoulos. "Queríamos que el público disfrutara con el sentido del humor de Dwayne, con su encanto, y con la emoción de una película de acción para el verano sobre Hércules".

Johnson resume: "Para mí, el tono de ‘Hércules’ tenía que ser justo con el dinero, tenía que encontrar el equilibrio entre el humor, los sentimientos, y una acción épica y de grandes dimensiones, y creo que hemos sido capaces de conseguirlo y basar la historia en unos personajes muy divertidos. Quería que Hércules tuviera un encanto genial, y que físicamente fuera tal y como la gente siempre imaginó que sería".


Reparto y personajes

HÉRCULES / Dwayne Johnson
Es hijo de Zeus, pero ahora es un guerrero hastiado y muy humano que sobrevive gracias a los últimos vestigios de su reputación, hasta que descubre lo que su fuerza es capaz de conseguir si la combina con su determinación.

Para conseguir un Hércules de carne y hueso (y para encarnar tanto su emblemática bravura como su ingenioso y magnético encanto) solamente había una persona que resultase ser la elección obvia: Dwayne Johnson. Al igual que el mito griego, la estrella del cine de acción se ha consolidado como un icono de la cultura popular, pasando de ser una superestrella de la lucha libre a convertirse en un héroe de acción y en uno de los protagonistas cinematográficos más solicitados. Johnson no solo poseía todos los atributos del personaje, sino que siempre había soñado con interpretarle desde que era un niño.

"Dwayne nació para interpretar a Hércules", dice Ratner. "Y su entrega para encarnarle era asombrosa. Se entrenaba todos los días desde el alba. Por supuesto, Dwayne ya ha hecho antes muchas grandes películas de acción, pero no creo que nunca haya interpretado un papel como éste. Aquí hay un gran espectáculo, peleas y diversión, pero también tiene una emoción y unos sentimientos increíbles".

Johnson recuerda: "Me crié admirando a Hércules, y fue el primer proyecto del que hablé cuando me metí por primera vez en Hollywood. Así que se trata de una película que para mí lleva preparándose muchísimos años".

"Además, siempre he querido ponerme un taparrabos", bromea.

Tan pronto como se puso en marcha el proyecto, Johnson asombró a todos realizando un programa de entrenamiento de ocho meses que se las hizo pasar canutas, fortaleciendo y esculpiendo su ya de por sí extraordinario físico y aumentando su destreza en combate. Pero es que era fundamental para crear al vibrante pero imperfecto Hércules que tenía en mente: irónicamente sarcástico, tremendamente imponente, y experto en la lucha cuerpo a cuerpo, pero en búsqueda de una razón para convertirse en el héroe que las leyendas dicen que es.

"En mi opinión, solo hay una oportunidad para dar vida al emblemático Hércules, así que me propuse asegurarme de que la versión que tenía en mi imaginación fuera la versión que el público viera en la pantalla", explica Johnson. "Y era la de una bestia de hombre muy experimentado, lo cual sabía que iba a requerir una fuerza realmente enorme y un entrenamiento muy especializado, además de una dieta realmente estricta",

Y añade: "Crear y mantener ese tipo de físico requiere una intensa atención hacia los detalles. A veces tienes que volver a hacer cardio o añadir más cardio, o entrenar tres veces al día, o aumentar las calorías hasta 8.000 al día. Es un gran reto, ¡pero es que interpretar a Hércules debería ser un reto!"

A pesar de la extrema exigencia física del papel (que fue aún más extrema dado que Johnson tuvo que someterse a una importante operación quirúrgica poco antes de que comenzara la producción), Johnson estaba igualmente interesado en encarnar las volátiles emociones y relaciones que experimenta Hércules al asumir quién es como supuesto semidiós.

"Cuando nos encontramos con él por primera vez, no le importa si es hijo de Zeus o no", reflexiona Johnson. "Lo único que le importa es enmendar los errores del pasado. Pero tiene una banda de compañeros y compañeras, y son los que llevan a Hércules a creer que puede ser un hombre mejor".

AMPHIARAUS / Ian McShane
El adivino Amphiaraus se une a la banda de mercenarios de Hércules como un muy solicitado consejero espiritual. Ahora, tras haber visto una visión de su propia muerte en el futuro,, Amphiaraus combate sin un ápice de temor, porque piensa que aún no ha llegado su hora. Interpretando este papel clave está uno de los actores más atractivos de hoy en día: el ganador del Globo de Oro® Ian McShane, quien se hizo famoso como el pícaro Al Swearengen en la serie de HBO’ "Deadwood", y ha seguido interpretando personajes polifacéticos en géneros que van desde la comedia hasta la acción.

"Ian es brillante, y es su personaje el que le mete una cosa en la cabeza a Hércules: enfréntate a tus demonios", dice Ratner. Y añade Johnson: "Ian llegó y se metió el papel en el bolsillo".

McShane se sintió inmediatamente atraído por el personaje. "Es alguien que dice que no les echéis la culpa a los dioses por los actos de los hombres, pues uno tiene que hacerse responsable de su propio destino", explica.

También la atrajo la oportunidad de formar parte de un elenco de actores de acción muy unidos. "Esta película sigue la gran tradición de los westerns y las películas de samurais, donde hay un grupo de renegados en el que cada cual tiene sus propios fines pero tienen que ingeniárselas para funcionar unidos como un equipo", observa. "Son unos mercenarios un poco chungos que luchan por dinero, pero ahora han encontrado una misión más elevada".

Interpretar as un hombre con unas creencias tan firmes (incluida su creencia de que no puede morir) fue también un reto fascinante. "Amphiaraus es intrépido pero, al mismo tiempo, no es ningún estúpido", afirma McShane. "Creo que simplemente quiere recordarle a Hércules que todos ellos pueden estar a la altura".

AUTOLYCUS / Rufus Sewell
Puede que a Autolycus le falte la asombrosa fuerza de Hércules, pero lo compensa de sobra con la agudeza de su ingenio, convirtiéndose al final en el principal estratega de Hércules. Rufus Sewell, el actor inglés que apareció recientemente en "Abraham Lincoln: Cazador de vampiros", interpreta el papel del amigo ingenioso de Hércules.

"Autolycus y Hércules se conocen hace mucho, y se cubren mutuamente las espaldas", explica Sewell. "Tienen una clase de comunicación que va más allá de las palabras. Siempre han trabajado juntos, y eso es motivo de gran orgullo para Autolycus, el hecho de conocer a Hércules mejor que nadie".

Al mismo tiempo, Autolycus tiene una faceta descarada que a Sewell le pareció muy divertida. "Es un poco liante", confiesa Sewell. "Tiene una lengua sarcástica y un auténtico sentido del humor con Hércules. No sólo es el cerebro de la operación, sino también el que está siempre pensando en las monedas de oro. Sí que tiene un buen corazón, pero a menudo lo mantiene oculto".

En combate, Autolycus utiliza una serie de cuchillas, lo cual para Sewell significaba que iba a tener que empezar a entrenar desde el instante en que aceptó el papel. "Uno sabe que va a haber un montón de entrenamiento cuando tienes que actuar junto a Dwayne Johnson, y poder resultar un poco creíble como ejemplar de la misma especie", bromea Sewell. "Hice prácticas de lucha, de pesas y de armas. Puesto que somos mercenarios, luchar en la película resulta de lo más apropiado. Hay mucho juego de piernas de alto nivel. Al mismo tiempo, lo que me encanta de la película es que tiene mucho humos y mucha humanidad".

TYDEUS / Aksel Hennie
El mudo Tydeus, único superviviente de una masacre en la ciudad de Tebas, es leal a Hércules, pero cuando se le provoca, puede surgir la fiera que lleva dentro. El actor noruego Aksel Hennie, que se hizo famoso a nivel internacional en "Headhunters", interpreta el papel.

"Aksel fue una de las primeras personas que contratamos para ‘Hércules’", observa Flynn. "es un actor fenomenal y está magnífico en este papel tan poco corriente, el del mudo de Tebas que está un poco loco".

A Hennie le atrajo la manera de relacionarse con el mundo de este personaje. "Me encanta el que este personaje sienta todos estos sentimientos, y toda esta rabia, pero que sin embargo no sea capaz de expresarlo verbalmente. Le da un halo místico", dice el actor.

En cuanto a su relación con Hércules, Hennie explica: "Tydeus se entrega al 120% a Hércules y su grupo, lo que le vuelve muy peligroso ya que hará cualquier cosa que se le pida".

Al igual que sus compañeros de reparto, Hennie llevó a cabo un riguroso entrenamiento, pero dice que se hizo evidente lo vital que era cuando rodaron la gran batalla de Bessi. "Se podía sentir que todo aquel trabajo y entrenamiento daba sus frutos en aquella secuencia, cuando nuestros personajes forman realmente una piña, y se hacen amigos luchando los unos por los otros", dice. "Fue una experiencia abrumadora".

ATALANTA / Ingrid Bolsø Berdal
La arquera Atalanta posee la fuerza femenina famosa en todo el mundo de una Amazona, y le debe a Hércules una deuda de sangre. Interpretando el papel está Ingrid Bolsø Berdal, la estrella noruega famosa por "Cold Prey" "Los diarios de Chernobyl" y "Hansel y Gretel: Cazadores de brujas".

Dice Berdal: "Atalanta es el icono de la mujer fuerte, así que me hizo falta un poco de confianza en mí misma para asumirlo. Pero la historia era tan buena, una épica superproducción de acción llena de personajes interesantes con sus propios sentimientos e intereses, era irresistible. Y también atrajo a grandes actores, lo que la hacía aún más emocionante".

Para prepararse para interpretar a Atalanta, Ingrid pasó varios meses de extenuante entrenamiento, practicando con el experto arquero Steve Ralphs, conocido como "el hombre del arco y la flecha", para aprender la técnica de un arquero. Todo el mundo se quedó impresionado con los resultados. Comenta Flynn: "Ingrid es muy guapa y fuerte. Al ser una mercenaria, era imprescindible creer que es tan dura y mala como los demás, e Ingrid lo bordó. Llegó al plató en una forma increíble, probablemente mejor que ninguno de los chicos".

IOLAUS / Reece Ritchie
El mercenario Iolaus es primo de Hércules y el narrador que ha difundido su leyenda por todo el país. Está interpretado por Reece Ritchie, quien realizó su debut en la película de Roland Emmerich "10,000 B.C". e interpretó el papel de Bis en "El príncipe de Persia: Las arenas del tiempo".

Ritchie dice de Iolaus: "Ha seguido siempre a Hércules, pero no creo que haya vivido nunca una aventura tan grande e increíble, y eso le proporciona mucho material nuevo para sus historias. Es alguien lleno de cosas maravillosas, pero que también quiere demostrar que es un buen guerrero".

Al interpretar a Iolaus, Ritchie encontró una nueva faceta en Dwayne Johnson. "Me sorprendió lo irónico y divertido que es, porque nuestros personajes tienen esa clase de divertida cháchara familiar", dice. "Y también aporta una vulnerabilidad que no me esperaba".

El entrenamiento contribuyó a acercar a Ritchie y Johnson y los otros mercenarios. "Todos nos vimos inmersos juntos en ese intenso mundo físico, y fue un estupendo proceso de integración, no muy diferente al que experimentan nuestros personajes", dice sonriendo.

RHESUS / Tobias Santelmann
A medida que la historia se va desarrollando, Hércules se tiene que enfrentar inmediatamente a un enemigo peligrosamente hábil: Rhesus, el feje de los rebeldes que contrata a Hércules para asesinar a Lord Cotys. Tobias Santelmann, el actor noruego que se hizo famoso gracias a la película de aventuras "Kon-Tiki", nominada al Oscar®, interpreta al mercenario de las trenzas doradas que lidera un ejército de milicianos formado por renegados de todas las tribus.

Saber que iba a estar mano a mano con Dwayne Johnson fue un factor de motivación para Santelmann ya desde el principio. "Tuve que entrenar todo lo que pude y comer adecuadamente y trabajar con vestidos fantásticos, porque cuando Rhesus se enfrenta a Hércules, tiene que dar la sensación de que no va a ser nada fácil", dice. "Una de las cosas más interesantes es que Rhesus posee más velocidad que fuerza. Hércules tiene muchas cosas que él no tiene, pero Rhesus utiliza su rapidez como una técnica muy importante".

Puede que Rhesus sea el robusto y fiero guerrero en acción, pero Santelmann observa que también hay más cosas en é. "Es más bien un idealista, una figura como el Che Guevara que encabeza un ejército popular".

La borrosa línea entre el bien y el mal fue algo divertido para todo el reparto. Dice Ian McShane: "¿Es Rhesus el malo? ¿Es Lord Cotys una buena persona? ¿Acaso algo es lo que parece? Todo eso hay que irlo descubriendo a lo largo de la historia".

REY EURYSTHEUS / Joseph Fiennes
El imperioso rey de Atenas heredó el trono de su padre, y no detendrá ante nada para pararles los pies a sus rivales. Interpretando al rey Eurystheus está Joseph Fiennes, el versátil actor que ha aparecido recientemente como Monsignor Timothy Howard en la serie de televisión "American Horror Story".

"Joseph ha creado un personaje maravilloso con un montón de giros e imprevistos", observa Ratner. Johnson añade: "Me moría de ganas por trabajar con Joseph y disfruté cada minuto".

Dice Fiennes sobre su personaje: "Es en parte un político, y en parte un playboy mimado. Exteriormente, es simpático y superficial, pero posee una cierta cualidad sombría, sobre todo cuando se trata del poder de Hércules".

Y continúa: "Elogia en público a Hércules como atleta y guerrero, pero eso constituye la semilla de sus celos, y le preocupa que Hércules se esté convirtiendo en una fuerza que hay que tener en cuenta".

COTYS / John Hurt
El ambicioso y sumamente inteligente Lord Cotys sueña con efificar su propio imperio. Está interpretado por John Hurt, nominado dos veces al Óscar®, y que apareció recientemente en la épica película de ciencia-ficción "Rompenieves", de Bong Joon-Ho.

"John Hurt uno de esos brillantes actores ingleses que interpreta a Lord Cotys. Contrata a Hércules y su banda de mercenarios y asesinos, y así es como comienza la historia", explica Ratner.

Hurt se sintió atraído por la naturaleza épicamente desquiciada de su personaje. "Es una clase de papel muy dramático, y Cotys no es exactamente alguien a quien podríamos considerar cuerdo, lo cual es algo que siempre me interesa", bromea Hurt. "Estos personajes mezclan mito y realidad, y los actores pudieron divertirse mucho interpretándolos".

ERGENIA / Rebecca Ferguson
Hija de Lord Cotys, y casada con el rey de Tracia, la curandera Ergenia se ha comprometido a proteger la seguridad de su hijo y heredero al trono, sin importarle lo que haga falta. Metiéndose en el papel está la actriz de origen sueco Rebecca Ferguson en lo que significa su debut en una superproducción de Hollywood.

Ferguson observa que cuando Ergenia conoce a Hércules, siente inmediatamente una afinidad entre ellos. "Al principio, le ve como la figura sobre la que ha oído contar tantas historias, y no sabe lo que se puede esperar. Pero ambos tienen un pasado con sus padres con el que se tienen que reconciliar, y eso es lo que les une".

A Ferguson le hacía una ilusión especial trabajar con Dwayne Johnson. "Por supuesto que es fornido, musculoso y divertido como Hércules, pero Dwayne también tiene una enorme capacidad para mostrar vulnerabilidad", dice. "Me encantó hacer escenas emotivas con él, porque hay un gran contraste entre su aspecto y lo que demuestra".

Dice Johnson de Ferguson: "Hay un factor intangible y desconocido en Rebecca que te deja pasmado, es muy guapa y le da vida a este papel".


De vuelta a la antigüedad
Para meter al público en la época precristiana de los fabulosos héroes griegos de una manera emocionante y moderna, Brett Ratner decidió ya desde el principio que lo haría al viejo estilo: construyendo épicos platós partiendo de cero. Buscando las instalaciones donde acometer semejante hazaña, la producción viajó hasta los estudios Origio Film Studios en Hungría, donde "Hércules" llegó a utilizar la totalidad de sus siete estudios así como un enorme plató exterior.

"Brett insistió desde el principio en que quería unos platós épicos y memorables", recuerda Beau Flynn, "y rodar en Budapest realmente nos lo permitió".

Añade Ratner: "Pudimos crear increíbles secuencias de batalla en una escala en la que nunca imaginé que se pudiera rodar y sobrevivir a ello, con caballos, carros y cientos de guerreros".

A menudo la sensación era surrealista, al marchar hacia el plató cientos de soldados griegos portando sus escudos, seguidos por guerreros Bessi rapados y tatuados llevando unas terroríficas espadas, y detrás las recuas de caballos tirando de los carros. Para muchos, la sensación era la de ser transportado en una máquina del tiempo.

"Cada plató era algo como de Cecil B. DeMille, con esa clase de escala", recuerda Rufus Sewell. "Para los actores supone una gran diferencia, porque se está reaccionando ante un entorno real".

Ratner también reunió un equipo creativo de primera. "Todos eran personas con las que ya antes había soñado trabajar, y finalmente tuve la oportunidad", dice el director.

Encabezando ese equipo estaba un viejo colaborador de Ratner, el director de fotografía Dante Spinotti, nominado dos veces al Óscar® por "El dilema" y "LA Confidential". "Dante hace que te olvides de que existe la cámara", dice Ratner. "Realmente te invita a entrar en el mundo de Hércules".

La pareja también colaboró estrechamente con el director artístico Jean-Vincent Puzos, quien ha trabajado hace muy poco con Michael Haneke en la oscarizada película "Amour". "Jean-Vincent y yo hablamos sobre "Hércules" durante más de un año antes de empezar la producción", explica Ratner. "Apareció con unos diseños impresionantes que aportaban siempre un enfoque nuevo y fascinante. Fue idea suya apartarse de la estética clásica de mármoles blancos, y la estética sombría y con texturas que creó funciona muy bien para nuestra historia".

El plato fuerte de los diseños de Puzos fue el pueblo de los Bessi en Tracia, que se convierte en el escenario de una batalla feroz. Se planteó un objetivo: hacer que pareciera tan vivo como cualquier localidad del siglo XXI. "Construimos las casas con madera, piedra y barro", explica la decoradora de platós Tina Jones. "Jean-Vincent quería que resultara crudo y sucio. Quería que casi se pudiera oler lo horrible que era".

En un estudio de Origio Studios, Puzos fabricó otro plató colosal: la ciudadela de Cotys alzándose como un ave fénix, y con un magnífico altar dedicado a la diosa Hera coronando una enorme escalera flanqueada por braseros llameantes. Ahí, la belleza clásica en mármol blanco de Hera contrastaba dramáticamente con la crudeza del resto del plató. "Decidí pintar toda la madera de rojo. En Grecia solían pintarlo todo con sangre de toro, porque es muy densa. Relacionaba todo con la sensación primitiva de que el toro protegía a la gente", dice Puzos.

Ratner se sintió muy satisfecho con el trabajo de Puzos y su equipo. "El plató de la ciudadela parecía real y daba esa sensación, y los espectadores lo sentirán así cuando vean", dice.

Otro de los platos fuertes para Puzos fue el plató de la mazmorra, donde Hércules es encadenado y vejado por el rey Eurystheus y Cotys. "Creo que es el más impresionante de todos los platós", dice, "a causa de los patrones que creamos con las piedras, el fuego y el río verde de ácido sulfúrico".

Jones se divirtió mucho con ello. "Teníamos cajas llenas de esqueletos, una polea de verdugo y cadenas por todas partes", dice. "Te metía en un sitio muy impresionate".


Vestuario y armas
A medida que los platós iban cobrando vida, también lo hacía el variado vestuario creado por Jany Temime, famosa por su trabajo en "Gravity", "Skyfall", y la saga de "Harry Potter". Al igual que los de Puzos, sus diseños ponían un marcado acento en el realismo. "Brett insistía en que todo tenía que parecer real y usado. En aquella época no había lavadoras", subraya Beau Flynn. "En la obra de Jany, todo está manufacturado. Se puede oler, se puede sentir, se puede saborear. Lo bordó a lo grande".

El trabajo de Temime comenzó por el propio Hércules, quien se viste de manera acorde con su reputación. "Repasé la mitología y le puse una cabeza de león, la capa de piel de león y el gran cinturón", observa la diseñadora. "Funciona porque Dwayne es capaz de llevar puestas todas esas cosas. Desde el momento en que Dwayne se puso la cabeza de león, ya era Hércules. Le pusimos el pelo largo para equilibrar, y le queda fenomenal".

Dice Johnson sobre su aspecto: "El objetivo era transformarme completamente, un poco más mayor, con el cabello más largo, una barba apelmazada, tatuajes descoloridos y cicatrices por todas partes. Fue un proceso de transformación tremendo, algo que nunca, nunca olvidaré, y que agradecí mucho, aunque fuera una faena tener que estar allí sentado durante 4 horas al día y durante 95 días".

Cada uno de los mercenarios que siguen a Hércules lleva un armamento que refleja su personalidad y su origen. "Las armas son algo muy personal de cada uno de ellos y se ajustan a la forma en la que lucha cada uno", explica Temime. "Por ejemplo, Amphiaraus, interpretado por Ian McShane, ha visto su propia muerte, así que lleva la armadura más escueta y ligera porque no piensa que la necesite".

A Rebecca Ferguson le encantaron los provocadores diseños de Temime para Ergenia. "Para mí era muy importante hacer de Ergenia no la típica princesa que va por ahí luciendo hermosos vestidos, sino alguien capaz de meter sus manos en la tierra y el barro, alguien muy terrenal, y Jany lo hizo de forma muy bella en los detalles y colores".

Hacer los diseños para Ingrid Bolsø Berdal fue un placer para Temime. "Es una Amazona", explica Temime. "Tiene un cuerpo como una escultura, así que quise proporcionarle un vestuario para que se viera".

Temime fue aún más lejos para el rey Eurystheus. "Eurystheus es un hombre muy cruel", dice Temime. "Hay sadismo en él, y aún así Joseph Fiennes consigue darle una elegancia regia. Su ropa es azul y dorada, con una capa compuesta por miles de plumas de pavo real bordadas en seda".

A los guerreros no sólo les definen sus ropas, sino también su armamento, que fue creado en el famoso taller Weta Workshop de Wellington, Nueva Zelanda, y después fabricado en Inglaterra y Hungría. Hércules porta un pesado garrote, Tydeus lleva dos hachas en su cinturón, que utiliza con un movimiento devastador, el arma favorita de Atalanta es un arco y una flecha con cuchillas en ambos extremos, Amphiaraus utiliza un artilugio con una espada que sale disparada por sorpresa desde abajo, Autolycus oculta una gama de cuchillos para lanzar bajo su túnica, Iolaus solamente lleva una única daga de bronce, el rey Eurystheus tiene una elegante daga diseñada para hacer juego con sus ropas, mientras que Lord Cotys lleva su daga en una funda cubierta de joyas.

"Todos esos diseños ayudaban a los actores a hacer su trabajo cada día y a convertirse en esos personajes", resume Ratner.


Hércules en combate
Aunque Brett Ratner es un veterano de la acción al estilo moderno, habiendo colaborado estrechamente con Jackie Chan durante años, esta película le iba a meter en un territorio nuevo. Pretendía crear luchas feroces y primitivas que pudieran surgir de los mitos, pero que pareciese que estuvieran sucediendo en este mismo momento.

Ratner reunió un equipo formidable para trabajar con los actores, encabezado por el director de segunda unidad Alexander Witt, el coordinador de especialistas Greg Powell y el coordinador de lucha Allan Poppleton, quienes a su vez trajeron a unos intrépidos especialistas de Inglaterra, Canadá, Nueva Zelanda, Hungría, Eslovaquia y Bulgaria, así como a un grupo de jinetes de España sensacionalmente diestros encabezado por Ricardo Cruz Sr.

Tan pronto como Powell leyó el guión, empezó a pensar lo enorme que debía ser la fuerza de Hércules. "No tiene poderes sobrenaturales", observa Powell, "pero es un tipo grande, probablemente el doble de grande que yo, de manera que si tú puedes lanzar a alguien a dos metros, el puede lanzarle a doce. Trabajé sobre esa base en todas las secuencias de lucha".

Luego comenzó a colaborar estrechamente con Ratner y Johnson para desarrollar el característico estilo de combate de Hércules. Pese a haberse recobrado apenas de una operación, Johnson insistió en hacer él mismo todas sus escenas de lucha, y comenzó a entrenar inmediatamente con el garrote y la pesada espada de Hércules. "Dwayne es enorme, así que incorporamos su tamaño y toda su destreza en la lucha al estilo de Hércules", explica Poppleton. "Aportaba muchas ideas, por ejemplo, se le ocurrieron sus propios métodos para utilizar el garrote".

"Necesitaba blandirlo como si fuera el dorso de su mano", dice Johnson sobre el garrote de madera que Hércules utiliza con mortífero aplomo, "porque es su arma favorita desde hace años".

Powell y Poppleton trabajaron con los actores durante un mes antes del rodaje. La culminación de su trabajo llegaría a su punto álgido en la peliaguda batalla entre Hércules y su banda de mercenarios, el ejército de Cotys y los guerreros Bessi que atraviesan los muros y empiezan a sembrar el caos por doquier.

"Lo insólito es que Brett quería que el ejército de Cotys estuviera mal entrenado en esa batalla, de manera que Hércules se diera cuenta de que necesitaba ponerles en forma cuanto antes", explica Poppleton. "Al mismo tiempo, quería que los guerreros Bessi fueran unos seres enloquecidos, furiosos, de una especie casi animal".

"Los Bessi aparecen estrangulando, golpeando y dando patadas a todo lo que se mueve", añade Powell, y nuestros chicos hicieron un trabajo fantástico".

Dice Johnson: "La batalla con los Bessi es una lucha muy épica con un giro extraordinario, y se convierte en un momento definitorio para Hércules y su banda".

Durante todo el rodaje, la producción pudo trabajar con caballos que habían sido concienzudamente entrenados durante muchos meses para entrar en combate, y con otros equipos entrenados para tirar de los carros que conducen Hércules y su banda. Cuatro magníficos caballos frisios de color negro dejaron maravillados a los actores y el equipo técnico al tirar del carro de Hércules, con sus belfos brillantes, las crines al viento, y sus brillantes flancos negros brillando al sol.

Conducir los carros fue otra técnica antigua que tuvo que ser aprendida por los miembros del reparto, y les llevó 6 semanas de entrenamientos diarios hasta dominar el equilibrio. Ian McShane dice que fue una prueba extraordinaria. "Yo monto a caballo, me encantan los caballos, pero conducir un carro es algo completamente diferente", subraya.

Entre los carros, el armamento antiguo y una coreografía muy gráfica, la acción era tan difícil en "Hércules", que mantenía en alerta a todos los actores y especialistas. Pero para Dwayne Johnson, es la forma en la que Hércules plantea sus batallas la que explica su inagotable atractivo. "Puede que dejen a Hércules fuera de combate, pero luego regresa con más fuerza, y eso se parece mucho a lo que es la vida. Todos nos ponemos en pie tras una caída y regresamos con más fuerza. Todos llevamos un pequeño Hércules dentro de nosotros".